Pie diabético: consejos para su cuidado

LAS COMPLICACIONES DEL PIE DIABÉTICO

Foto NachoVeíamos la última vez que los pacientes diabéticos con el tiempo pierden la sensibilidad en el pie (neuropatía diabética) y a la vez sufren una mala circulación sanguínea en la zona. La pérdida de sensibilidad al dolor y al calor favorece la aparición de heridas que con la mala circulación se complican enormemente y dan lugar con  frecuencia a amputaciones. Pero la pérdida de sensibilidad también produce atrofia muscular, lo cual facilita la aparición de deformidades en el pie, ya que los músculos se insertan en los huesos, los movilizan y dan estabilidad a la estructura ósea. Por tanto, los pacientes diabéticos, antes de llegar a la amputación a  menudo desarrollan deformidades en los pies (dedos en garra, hundimiento de los metatarsos…) que requieren corrección con plantillas ortopédicas e incluso zapatos a medida. En este artículo nos proponemos dar algunos…

CONSEJOS PRÁCTICOS PARA CUIDAR EL PIE DIABÉTICO

  1. pie diabético pixabay.comSe debe observar diariamente los pies, buscando cualquier pequeña rozadura, herida o enrojecimiento, especialmente en la planta de los pies, el talón y la parte exterior del pie..
  2. Es aconsejable realizar ejercicio diariamente en forma de paseos por terreno llano y a buen ritmo durante, al menos, una hora. Este ejercicio ayuda a controlar la glucemia y otros factores de riesgo como hipertensión, colesterol y la propia atrofia muscular.
  3. Se deben mantener los pies limpios y secos, lavándolos a diario con agua tibia (comprobarlo antes con la mano puesto que el pie diabético no va a detectar si el agua quema) y jabón. El secado debe ser minucioso, para no dejar humedad entre los dedos.
  4. Para el cuidado de las uñas, se deben de utilizar tijeras de punta roma y lima de cartón (nunca metálica). Se deben cortar las uñas en forma recta evitando cortar los lados. En estos casos puede ser muy útil recurrir al podólogo.
  5. Los calcetines deben ser de fibras naturales (algodón, hilo o lana) y no comprimir la circulación. Existen calcetines especiales para diabéticos.
  6. Los zapatos deben ser de piel, cómodos y amplios, donde cada dedo tenga espacio con holgura pero a la vez esté bien sujeto, con calzado que se ate con cordones o velcro. Revisar cada día el interior del calzado con la mano en busca de cualquier cosa que, por pequeña que sea ( piedrecilla, clavo…), nos pase inadvertida y pueda ocasionarnos una lesión o rozadura.
  7. Las posibles deformidades que aparezcan en el pie diabético deben ser corregidas con órtesis de silicona (dedos en garra…), plantillas (hundimiento de los metatarsos..) que pueden ser confeccionadas con materiales especiales para estos pacientes, como forros antibacterianos para evitar infecciones o capas de DX, un material que se deforma en las zonas de presión para no lastimar la piel.
  8. Las heridas y curas, deben ser examinadas por el médico, quien le indicará el tipo de cuidados que hay que aplicar.

Existen varios millones de diabéticos en España y seguro que el lector tiene algún pariente, amigo o conocido que se puede beneficiar de estos sencillos consejos.

Ignacio Nájera García-Segovia

Gerente de ortopedia, Orto-Center, S.L.

https://es.linkedin.com/pub/ignacio-nájera/28/822/669

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *