AL RATO DE EMPEZAR A CORRER ME DUELE LA RODILLA

¿Empiezas a correr con normalidad y al cabo de unos minutos sientes un dolor intenso y agudo en la cara lateral externa de la rodilla? ¿En ocasiones el dolor asciende por el muslo e incluso llega hasta la cadera?¿El dolor empeora cuando corres cuesta abajo? Si tienes estos síntomas es muy probable que tengas lo que se denomina la rodilla del corredor.

Imagen tomada de la web el fisio en casa

CAUSAS

La rodilla del corredor se produce porque la cintilla ilio tibial roza repetidamente con el cóndilo femoral externo. Esto le sucede especialmente a los corredores de fondo y las causa más comunes de esta fricción son:

  • Tener una pierna más larga que la otra, lo que genera una sobrecarga en el compartimento externo de la rodilla de la pierna más corta.
  • Por tener genuvaro, es decir, la rodilla desviada hacia fuera del eje del cuerpo.
  • Una excesiva supinación del pie, que de hecho provoca un varo de rodilla.

TRATAMIENTO

DESCANSO. Evita poner peso sobre la rodilla lo más que puedas.

HIELO. Utiliza una bolsa de hielo o una compresa fría para reducir la inflamación.

COMPRESIÓN. Utiliza una venda elástica o una rodillera ajustada con abertura para la rótula afuera

ELEVACIÓN. Recuéstate y eleva la rodilla a una altura por arriba del nivel del corazón.

Cese de las actividades que produzcan dolor a esa rodilla.

Consulte con su traumatólogo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *