Archivo de la etiqueta: osteoporosis

Osteoporosis para no iniciados

 

Existen muchas definiciones de  osteoporosis, pero podemos decir, sin riesgo a equivocarnos, que es una enfermedad, cuyo inicio suele ser asintomático, que  priva paulatinamente a los huesos de nuestro esqueleto de su masa ósea, disminuyendo gradualmente su resistencia ósea y  aumentando por tanto el riesgo de sufrir fracturas. Su abordaje, en principio, es Preventivo y consistiría en adoptar una dieta equilibrada con aporte de calcio y vitamina D, una exposición moderada al sol, la práctica de ejercicio físico y evitar el alcohol y el tabaco. Pero en ocasiones será necesario un tratamiento farmacológico e incluso ortopédico reparador. 

Ignacio Nájera. Gerente de ortopedia Orto-Center. Madrid

Osteoporosis y mujer


La osteoporosis afecta principalmente a las mujeres de raza blanca y asiática y los  huesos más afectados  son los de la muñeca, la cadera y la parte alta de la columna. El ejercicio físico activa la formación de hueso nuevo (osteogénesis) combatiendo esta afección.

 

Ignacio Nájera. Gerente de ortopedia Orto-Center. Madrid

ARTROSIS Y MUJER

El organismo de la mujer, es una fascinante máquina preparada por la evolución para unas complejísimas y cruciales funciones biológicas, que en contrapartida, le hacen susceptible de padecer diversas complicaciones y patologías, afectando, una buena parte de ellas, al aparato locomotor.

El cuerpo femenino ha evolucionado  de un modo que le hace más resistente en unos aspectos (a las infecciones, al dolor…) pero algo más frágil desde el punto de vista de huesos y articulaciones.

A las complicaciones de origen morfológico y biológico, se le suman condicionantes sociológicos y laborales que vienen a complicar la situación, agravando la desventaja física de partida de nuestras compañeras y consortes.

CONDICIONANTES BIOLÓGICOS:  LA ARTROSIS

Las articulaciones son unas sutiles “bisagras” que nos permiten mover nuestros miembros de forma suave, eficiente y silenciosa. Una de las piezas esenciales de nuestras articulaciones son los cartílagos articulares. Los cartílagos, gracias a su elasticidad, soportan y distribuyen las diferentes presiones mecánicas que reciben, impidiendo que se lesionen los huesos.

Por desgracia, estos cartílagos, como todo el tejido vivo, envejece y se va degenerando, originando la llamada artrosis. A medida que se gastan los cartílagos los huesos van chocando entre sí, produciendo dolor, inmovilidad y deformación.

La artrosis es, probablemente, la enfermedad más frecuente de las personas que superan los 40 años. A los 50 ya afecta al 90% de la población y por encima de los 60 la padece casi el 100%. Por tanto la artrosis forma parte del proceso normal de envejecimiento PERO hay factores que la favorecen y la mala noticia es que afecta mucho más a las mujeres, especialmente si hablamos de manos y rodillas. En la gráfica siguiente, tomada del estudio EPISER del Doctor Carmona, vemos que la prevalencia de artrosis de manos es cinco veces mayor en mujeres que en hombres, dos veces y media superior en rodillas y un 50% superior en columna.

 ¿Por qué la artrosis afecta más a las mujeres? Se ha demostrado que los condrocitos, es decir, las células de los tejidos cartilaginosos de las articulaciones tienen  receptores estrogénicos, que les hacen susceptibles de beneficiarse de estas hormonas circulantes en el torrente sanguíneo porque ente otras cosas contribuyen a la reducción del daño en el cartílago así como a su estabilidad. Por tanto se puede decir que los estrógenos son condro protectores y que la menopausia viene a reducir esta protección. Por supuesto que, además de la condición femenina, existen otros factores de riesgo que contribuyen a fomentar el desarrollo de la artrosis, y la buena noticia es que, a diferencia del sexo, algunos de ellos son modificables.

 FACTORES QUE DESENCADENAN LA ARTROSIS Y CÓMO PREVENIRLA

Factores no modificables

  1. La edad
  2. El sexo: por desgracia no es modificable.
  3. La menopausia: es un factor no modificable, aunque hoy en día en ciertos casos se pueden paliar sus efectos mediante un tratamiento hormonal sustitutivo.
  4. La genética: no es modificable, aunque conviene conocerla para intentar prevenir en lo posible esta dolencia.

Factores modificables

  1. El estilo de vida: el sedentarismo también favorece la degeneración. La función hace al órgano y el desuso del mismo también lo anquilosa. Esto sí es modificable. Hay actividades como tocar el piano o la flauta que previene la artrosis en los dedos.
  2. La obesidad produce una hiper presión, especialmente en los discos intervertebrales y las rodillas. Por tanto mantenerse en el peso adecuado ayuda a prevenir.
  3. Traumatismos. Es modificable en la medida en que se pueda evitar estilos de vida que los favorezcan.
  4. Incongruencia articular, como luxaciones, displasias, fracturas mal consolidadas. Algunas de estas situaciones son modificables, sobre todo a temprana edad. Por ello hay que corregir desde la niñez patologías como la escoliosis, displasia de caderas, dismetrías etc.
  5. Repetición exagerada de ciertos movimientos. Esta circunstancia conecta con algunas condicionantes sociológicos de la mujer que sí son modificables…pero de esto hablaremos en el próximo artículo.

En cualquier caso si tiene alguna duda, debe acudir a su médico de familia o a su traumatologo.

 

Ignacio Nájera García-Segovia

Gerente de Ortopedia Orto-Center

Luz solar y osteoporosis

 

Es cierto que hay que tener mucha precaución a la hora de exponerse al sol, sobre todo en verano y en las horas centrales del día, pero unos minutos de luz solar al día son necesarios para activar la vitamina D, esencial para la absorción del calcio por los huesos y evitar la temida osteoporosis y las consiguientes fracturas.

Ignacio Nájera. Gerente de Ortopedia Orto-Center. Madrid

OSTEOPOROSIS INVOLUTIVAS Y FRACTURAS: DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO

Una vez abordadas en su anterior artículo la definición, incidencia y etiología de la osteoporosis, El Dr. Alvarez Sainz-Ezquerra en esta ocasión acomete, entre otras cuestiones, su clínica y tratamiento desde un punto de vista científico, aunque enormemente didáctico.

1. CLASIFICACION (1) DE LA OSTEOPOROSIS INVOLUTIVA

 Las osteoporosis involutivas podemos clasificarlas en dos grandes grupos:

  • Osteoporosis involutiva tipo I denominada también Osteoporosis Postmenopáusica
  • Osteoporosis involutiva tipo II denominada también Osteoporosis Senil

Sigue leyendo

OSTEOPOROSIS POSTMENOPAUSICA: DEF. Y ETIOPATOGENIA

Foto Alvarez Sainz

Aunque existen tantas definiciones de osteoporosis como estudiosos del tema pueda haber, podemos emplear una definición muy ilustrativa que nos ayudará a entender en qué consiste.

1.- DEFINICION RESUMEN: 

Si la hipertensión es la enfermedad “asesina silenciosa”, la osteoporosis es la enfermedad “ladrona silenciosa” que durante decenios roba lentamente masa ósea a los huesos del esqueleto, disminuyendo gradualmente su resistencia ósea y situando al paciente en riesgo aumentado de sufrir fracturas por traumatismos menores. Sigue leyendo

Osteoporosis: concepto, causas y prevención

QUÉ ES LA OSTEOPOROSIS

Osteoprosisof Spine en.wikipedia.orgEl hueso, como todo organismo vivo se debate en una tensión dinámica entre la creación de hueso nuevo (ósteo génesis) y la destrucción de hueso, que rara vez, se encuentran en equilibrio. Cuando la destrucción de células óseas prevalece sobre la ósteo génesis, el hueso se va ahuecando  y volviendo más frágil y quebradizo, apareciendo lo que llamamos osteoporosis.

CÓMO APARECE LA OSTEOPOROSIS

El hueso tiene su propio ciclo vital. Al nacer es cartilaginoso, va mineralizando durante la niñez hasta que se endurece (se osifica) a los 18 años. Desde esta edad el esqueleto se va “engrosando”, es decir va ganando masa ósea hasta los 33 años, momento en el que se alcanza el denominado “pico de masa ósea”. Desde los 33 años se va perdiendo masa ósea hasta que en la madurez, y sobre todo en las mujeres post-menopaúsicas, (y también en algunos hombres) aparece esta enfermedad.

osteoporosis. wikipedia.orgLas fracturas por osteoporosis suelen afectar a las vértebras, originando diversas deformidades en la espalda, tales como la cifosis (la típica chepa), así como lumbalgias, etc. También afecta mucho al trocánter, que termina rompiéndose. Cuando se dice que la abuela se cayó y se rompió la cadera, lo que suele ocurrir es que se rompió la cadera y por eso se cayó. Por último la muñeca también se suele ver afectada.

CÓMO PREVENIR LA OSTEOPOROSiS

Lo mejor que podemos hacer es estimular la formación de hueso durante y después de la juventud, de modo que lleguemos a los 33 años con un buen pico de masa ósea y perdamos la menor cantidad de hueso posible después de esta edad.

Para ello hay que hacer cuatro cosas:

  • Hacer ejercicio físico con regularidad, especialmente caminar. Está demostrado que la actividad física estimula la generación de osteocitos (células óseas) en la médula ósea. Por ello el principal problema al que se enfrentan los astronautas en un entorno de gravedad cero, es precisamente la pérdida acelerada de masa ósea. El cerebro estimula producción cuando detecta demanda y la detiene cuando no se necesita.
  • Incluir calcio en nuestra dieta. La leche y todos los lácteos son ricos en este mineral. Una importantísima fuente de calcio son las espinas de las sardinas. Es bueno comérselas enteras, como las focas.
  • Incluir la vitamina D en nuestra dieta. Esta vitamina hace posible que el calcio se incorpore al hueso.
  • Que nos de algo el sol, lo que se logra fácilmente paseando. La radiación solar es imprescindible para que se pueda sintetizar la vitamina D.

En definitiva. La osteoporosis se puede prevenir y combatir con un estilo de vida sano. Para terminar diremos que existen algunos factores de riesgo, inmodificables:

  • El sexo: las mujeres son mucho más proclives que los hombres a partir de la menopausia. Desgraciadamente, a efectos de esta patología el sexo es un factor inmodificable.
  • La raza: las mujeres de extremo oriente y  las caucásicas (europeas, árabes e indostánicas) son mucho más proclives que las africanas.
  • El color de piel oscura dificulta la absorción de la relativa escasa radiación solar en regiones nórdicas, lo que puede provocar déficit de vitamina D.

Ignacio Nájera García-Segovia                                                                                                                       Gerente de ortopedia, Orto-Center, S.L.

https://es.linkedin.com/pub/ignacio-nájera/28/822/669